viernes, mayo 07, 2021

CONAN, nieto de Connacht.

 Corben dibujó Conan cuando tenía casi 70 años, edad en la que la mayoría de humanos quiere estar jubilado... 

Su carácter trabajador le acompañó hasta el final...

Ahora, en la distancia, después de que nuestro artista favorito nos dejara repentinamente, podemos observar que todas esas obras que hizo Corben sobre personajes mediáticos de la historia del cómic estaban llenas de respeto y humildad.

Corben, como si se tratara de un director de cine con presupuesto ajustado, ilustró el guion de Timothy Truman con modestia, pero con la seguridad de ser un narrador visual extraordianario.



La edición de Planeta no solo gusta porque sus páginas huelen a imprenta -y eso crea sensaciones de alto contenido emotivo cuando se trata de un dibujante de cómics 100% dibujante de cómics-, sino porque se ha hecho con el cariño de la austeridad (a pesar de unas últimas páginas que solo le falta la publicidad de CEAC...).

En lo que concierne al relato gráfico, Corben se autohomenajea; en esas páginas vemos viñetas que nos recuerdan a Bloodstar, a Simbad, a todas su historias de hombres lobos y a Lovecraft...

 

Supongo que tener esta tapa dura en las manos, cinco meses después de la muerte de Corben, alimenta mucho más los sentimientos de añoranza (es inevitable no imaginarse al artista de Kansas continuamente sentado en su mesa de trabajo).

Corben es eterno.

2 comentarios:

Jeremy Brood dijo...

Bellas palabras, Corbeniano...

prades dijo...

Cuesta todavía de asimilar.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...